Categorías
Reino Animal

Se extingue el pez espada chino

Las causas de su desaparición han sido la construcción de presas y la sobrepesca.

La mano del hombre se encuentra, una vez más, detrás de la extinción de un animal. Ahora le ha tocado al pez espada chino, que ha ido desapareciendo de manera progresiva de las aguas del río Yangtsé desde finales del siglo XX hasta extinguirse entre 2005 y 2010.

El pez espada chino vivió en la época de los dinosaurios y sobrevivió a la extinción masiva que acabó con estos. Su hogar era el río Yangtsé y en sus aguas se alimentaba de peces y crustáceos. Ahora, un artículo publicado en la revista Science of the Total Environment concluye que la especie se ha extinguido debido a la sobrepesca y a la construcción de presas.

La población de pez espada empezó a reducirse en el último siglo debido a la sobrepesca. Para hacernos una idea, en la década de los 70 cada año se capturó de media 25 toneladas de este gran animal, que puede medir hasta tres metros de largo.

Sin embargo, los científicos responsables del estudio apuntan a la construcción de presas, principalmente la de Gezhouba, como las culpables de la extinción del animal. La presa de Gezhouba se construyó en 1981 sobre el Yangtsé, obstaculizando el viaje que hacía el pez espada para poner los huevos en la parte alta del río. De esta manera el pez no pudo reproducirse.

Pasaron los años y el número de peces espada seguía disminuyendo. Los investigadores citan 1993 como el año en el que el animal se extinguió de manera funcional. Esto quiere decir que, aunque no desaparezca de la faz de la tierra, no existen suficientes individuos que puedan reproducirse de manera significativa.

A pesar de ello, se siguieron avistando ejemplares y se capturaron algunos con la intención de criar en cautividad. Los intentos fracasaron.

La última vez que se vio un pez espada chino fue en 2003, cuando Qiwei Wei, de la Academia China de Ciencias Pesqueras y principal responsable del estudio y su equipo colocaron una etiqueta de rastreo a un ejemplar capturado accidentalmente cerca de Yibin (en el centro-sur de China).

Los investigadores lo liberaron para ver a dónde se dirigía pero a las pocas horas se perdió su rastro.

Ivan Jaric es biólogo del Instituto de Hidrobiología de la República Checa y de la Universidad de Bohemia del Sur y coautor del estudio. Según él, puede que existan algunos ejemplares de pez espada chino nadando por ahí pero es algo muy poco probable.

«La falta de observaciones durante los estudios y durante los últimos 16 años en ríos de regiones altamente urbanizadas con un nivel considerable de uso de agua hace que las nuevas observaciones sean improbables», apunta en el estudio.

El estudio publicado en Science of the Total Environment estima que la extinción del pez se produjo entre los años 2005 y 2010. También señala que los esfuerzos para conservar al animal debieron haberse hecho antes de 1993 o como tarde a principios del 2000, que es cuando la situación empezó a recrudecerse.

El pez espada chino está emparentado con el pez espada americano, que vive en la cuenca del río Mississippi  y que se encuentra en situación vulnerable. Ambos están relacionados con la familia del esturión, de la que el 85% se encuentra en peligro de extinción. Según la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza es el grupo de animales más amenazado.

La importancia de los peces grandes no solo se limita a su papel dentro de un ecosistema determinado sino que ejercen de guardianes de la calidad ambiental, pues solo pueden vivir en ríos sanos.

Los investigadores ponen ahora el foco en el resto de especies que viven en el Yangtsé, pues durante el estudio no han encontrado ejemplares de otras 140 especies que esperaban encontrar en sus aguas. Urgen a tomar medidas cuanto antes para salvar a las especies para las que todavía hay alguna esperanza.

Fuente: Extinction of one of the world’s largest freshwater fishes: Lessons for conserving the endangered Yangtze fauna. 2020 Science of The Total Environment. Hui Zhang, Ivan Jarić, David L. Roberts, Yongfeng He, Hao Du,Jinming Wu, Chengyou Wang,Qiwei Wei. DOI: https://doi.org/10.1016/j.scitotenv.2019.136242